KingRoot: Aplicación Nº1 para rootear tu dispositivo Android de forma fácil y segura. En nuestra web encontrarás todos los secretos de KingRoot y cómo descargar KingRoot gratis.





Qué es root y cómo rootear un móvil

¿Alguna vez has pensado en rootear tu móvil Android? Esto puede traerte muchas ventajas como usuario, pudiendo tener los permisos de administrador del terminal. Ya hemos hablado de las ventajas de rootear un móvil aquí, entre ellas la posibilidad de instalar la ROM que quieras o el borrar aplicaciones pre-instaladas del fabricante en tu dispositivo.




 

Pero antes de comenzar a rootear un dispositivo hay que saber bien qué es lo que se está llevando a cabo y si puede conllevar algunos riesgos para nuestro terminal.

Qué significa rootear un móvil

Root es la palabra que se utiliza para identificar al administrador del sistema. Esto quiere decir que al rootear un dispositivo se consigue el acceso como administrador del mismo, por lo que se puede hacer prácticamente lo que uno quiera en él. Borrar todas las aplicaciones deseadas, modificar elementos del sistema y mucho más.

¿Hay riesgos por rootear un móvil? “Un gran poder conlleva una gran responsabilidad” y tener acceso a todo puede ser muy peligroso. Si no sabes qué hace una función determinada de tu móvil mejor no lo toques. Es posible que, sin quererlo, termines por arruinar tu móvil y que éste no vuelva a encender nunca.

¿Cómo rooteo mi móvil?

Hasta hace relativamente poco tiempo rootear un móvil podía ser una tarea bastante difícil. Por suerte, ahora existe KingRoot, una aplicación que te permite llevar todo este proceso con un solo clic en tu móvil. Es compatible con la mayoría de los dispositivos actuales en el mercado, pudiendo llevar a cabo todo el proceso sin que tengamos que hacer nada más que pulsar un botón.

Al momento de rootear el terminal sólo hay que tener cuidado con que el móvil no se apague, para que el proceso se realice satisfactoriamente.

Puedes descargar KingRoot gratis en tu móvil Android haciendo clic en este enlace.

Publicado en: KingRoot Android, KingRoot gratis Etiquetado con: ,

Qué es un bootloader

Existen muchas razones por las que querer rootear un teléfono móvil. Entre las principales razones se encuentran el poder eliminar las aplicaciones pre-instaladas en el dispositivo e instalar una ROM distinta a la que tenemos en nuestro terminal.

En el caso de que queramos hacer esto último necesitaremos de algo más que el acceso root al dispositivo, también nos hará falta tener acceso al bootloader, con el que poder realizar todos los pasos para instalar esta ROM precocinada.

Qué es un bootloader

Un bootloader es imprescindible si se quiere instalar una ROM en el dispositivo, independientemente de cual sea, pero, ¿qué es un bootloader? Es una pregunta que tenemos que hacernos antes de instalar nada en el dispositivo.



El bootloader, como su nombre –en inglés- lo indica, es la pantalla de arranque. Es esa pantalla que nos ofrece distintas opciones para iniciar o realizar distintas acciones con el dispositivo, y que son esenciales para distintas tareas con el dispositivo.

Si utilizas KingRoot para rootear tu dispositivo y quieres instalar una versión distinta de Android en tu terminal, tendrás que desbloquear el bootloader del mismo. Llega bloqueado de fábrica para evitar que se instalen otras versiones de Android que no provee el fabricante, pero desbloquearlo puede ser muy sencillo. Por lo general, tan solo tienes que ingresar un código que te ofrece el fabricante y aceptar los “riesgos” que puedes llegar a correr al desbloquearlo. Eso sí, es muy importante saber que al desbloquear el bootloader se pierde la garantía del terminal, puesto que cuando un usuario hace esto es porque tiene planes que el fabricante no tenía en cuenta a la hora de vender el dispositivo, y éste se puede ver afectado por el mal uso de cualquier persona a nivel de administrador.

Publicado en: KingRoot Android, KingRoot gratis Etiquetado con:

Qué significa “brick” y cómo identificarlo

Conseguir el acceso root a un dispositivo puede ser muy importante para algunos usuarios, pero hay que tener cuidado con un elemento muy peligroso: los bricks. Si eres de los más inexpertos en el tema es posible que no sepas qué significa esto.

Un brick es básicamente un fallo en el dispositivo que hace que el terminal funcione mal, y en ocasiones que sea inutilizable nuevamente. Existen dos tipos: brick suave y brick fuerte.

Qué significa brick y cómo identificarlo

Si tu terminal está “brickeado” no tiene porqué no funcionar. Con el simple hecho de que funcione más ya es posible que haya sufrido un brick. Es decir, cuando no funciona de la misma forma que cuando lo compraste.

Cuando se suele referir a un terminal brickeado es porque éste no se puede recuperar, por lo que la información es inaccesible e irrecuperable. Por esa razón es importante saber cómo evitar un brick en tu dispositivo.

Cómo evitar un brick

Éste se produce cuando se manipula el terminal a un nivel superior al normal, es decir, cuando se intenta modificar a un nivel profundo, por ejemplo cuando se intenta rootear el terminal o cuando se utilizan permisos de súper usuario para trastear con él.

Los avisos están ahí por una razón y es importante tenerlos en cuenta. Desconectar el dispositivo en el proceso de rooteo puede ser perjudicial, y lo mismo sucede si se apaga. Por esa razón hay que mantener el dispositivo conectado a la corriente o tener, como mínimo un 40% de batería.

Reparar un “brick”

Si el dispositivo ya está brickeado es muy difícil que se pueda recuperar, pero siempre existe una mínima posibilidad de conseguirlo. Si es posible acceder al bootloader siempre puedes hacer un hard reset que elimina toda la información del dispositivo y del sistema y lo devuelve a su estado de fábrica. Si así no has conseguido nada y el sistema ha quedado dañado, prueba reinstalando la ROM de tu dispositivo o cambiándola por otra.

Publicado en: KingRoot Android Etiquetado con:

Cómo eliminar el root de KingRoot

KingRoot para Android

Ya hemos visto los grandes beneficios del root en Android. Muchos se preguntan qué es el root y, en general, todo son ventajas. El problema radica en cuando los usuarios más inexpertos quieren conseguir el acceso de administrador al dispositivo y quieren toquetear todo, llegando a “fastidiar” el dispositivo.

KingRoot para Android

KingRoot te permite rootear tu móvil Android fácilmente, y eliminar este acceso de súper usuario debería de ser igual de fácil. Sin embargo, hay algunos usuarios a los que se les dificulta la terea de “desrootear” el terminal, es decir, eliminar el root. Pero hacerlo no es difícil si se realizan los pasos correctos.

Eliminar el root de KingRoot

Es importante saber que una vez se ha rooteado el dispositivo hay que contar con una app como SuperSU para administrar los permisos de súper usuario. Esta app, además de administrar, nos permite habilitar, deshabilitar y eliminar el root. Utilizaremos SuperSU para poder eliminar el root de KingRoot de forma sencilla.

Seguramente esta app ya se encuentre en tu dispositivo, y es que hay que instalarla una vez se rootea el terminal. Si no la tienes instalada, puedes descargar SuperSU para Android desde la tienda de aplicaciones Google Play Store.

Una vez la hayas instalado es posible que, al abrirla por primera vez, te encuentres con un mensaje que te pida actualizar los binarios. Descárgalos para que se actualice la app, sin ellos no podrás acceder a todas las funciones, incluida la de eliminar el root. Ahora, dentro de la app, haz lo siguiente:

  • Dirígete a la pestaña Ajustes.
  • Navega hasta la sección Limpieza.
  • Haz clic en la opción Desrooteo completo.
  • Pulsa Continuar.

Pasarán unos segundos y tu dispositivo quedará completamente desrooteado, pudiendo volver a la normalidad sin tantas opciones con las que trastear y en las que poder fastidiar el dispositivo.

Publicado en: KingRoot Android, KingRoot gratis Etiquetado con:

Cómo solicitar root para tu móvil en KingRoot

A pesar de que KingRoot es considerada como la aplicación root definitiva. Ya vimos de qué es capaz esta aplicación, puedes rootear prácticamente cualquier dispositivo con tan solo un clic en la pantalla de tu terminal. En el “prácticamente cualquier dispositivo” está la clave. No todos los terminales que existen son compatibles con la aplicación, y es que hay algunos dispositivos ya antiguos que no se pueden rootear con la app.

¿Por qué no se pueden rootear? Básicamente porque son muy antiguos y pocas personas los utilizan. Pero claro, dependiendo de la cantidad de usuarios es posible que añadan soporte para ellos en la aplicación. En KingRoot cuentan con un apartado en el cual puedes solicitar que añadan tu dispositivo a la lista de móviles rooteables, añadiendo el método de root en la app y permitiéndonos disfrutar de él con un solo clic.

Cómo solicitar root para tu móvil en KingRoot

Solicitar que la compañía tenga en consideración tu dispositivo es muy sencillo. Todo lo que tienes que hacer es descargar KingRoot para Android e instalar la aplicación. Cuando abras la app e intentes conseguir el acceso de súper usuario verás que no podrás –si tu dispositivo no es rooteable con la app– y podrás ver un botón para solicitar que lo añadan en futuras versiones.

Cuando hagas clic en dicho botón para realizar la solicitud podrás ver cuántos usuarios la han solicitado. El número de solicitudes influye mucho puesto que mientras más usuarios lo soliciten es más probable que se añada a la lista. Por esa razón no tienes que desesperar si ves que tu móvil no es compatible actualmente, simplemente realiza la solicitud y espera a la próxima versión de la app para ver si se ha añadido la compatibilidad con tu terminal.

Publicado en: KingRoot Android Etiquetado con: